Sobrevivir a las fiestas en familia!, Son las 9pm, estas bañadito, impecable. La gente va llegando y la histeria en la casa de tus padres va aumentando a medida que tu mama quiere lucir mejor que la manualidad decorativa navideña que colocó de centro de mesa. Una sensación algo así como «Hágalo ud. misma» y «Rápido y Furioso 8».

Tu papá aún está con la ropa de diario. Y por lo visto, le falta bañarse porque hizo causa común y se unió a la rebelión de los hijos escépticos anti fiestas. El también hace la suya.

sobrevivir a las fiestas en familia

Solo quedas vos para no hacerle la contra a tu mamá y ayudar a ponerle onda al espíritu navideño. Ese hermanito que aún cree en Santa Claus (Papa Noel para los latinos in «da haus»), y el perro, que está sonriente y entusiasmado en todo momento del año (salvo en la situación de fuegos artificiales).

Antes de sentarse a la mesa, siempre hay una previa en la sala de estar, o en la galería. Donde por lo general el clan de “los macho alfa” se reúne cerca de la parrilla y el grupo de las hembras en los sillones o en la cocina preparando las ensaladas. Puede haber excepciones, claro está, pero seamos sinceros… convencionalmente ocurre esto, ¿no? Pongamos al tío a pelar papas y a la abuela en la parrilla! Seguro comemos más rápido y rico.

Donde pasarla!

Vos, dueño de casa, o hijo de los dueños, te ubicas con tus primos. La sangre joven, la promesa de la familia, los que vienen a dejar el legado. O también, si no tienes muchas cosas en común con ellos, te quedas hablando con ese tío oveja negra de la familia (que siempre tiene algo muy interesante para contar).

Tu grupo familiar es numeroso y la paranoia navideña junto a los balances irresueltos del año van carcomiendo tu cabeza a medida que todos se van sentando. Realmente son muchos, y todos  tienen su historia, su vida, sus pro y sus contra, y un vínculo en común entre cada uno de ellos.

Una magia inexplicable, profunda. Una mística que quizás ames y rechaces a la vez.

¿Cómo sobrevivir a las fiestas en familia?,¡Sigue en Parte II!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here